¿Cómo funciona el cannabis en el cuerpo humano?

Cuando la marihuana es consumida, tanto el THC como las demás sustancias, tienen la capacidad de alterar diversas funciones y activar diferentes sistemas dentro del organismo. Cuando se fuma cannabis llega primero a los pulmones para posteriormente llegar al torrente sanguíneo hasta el cerebro, ocasionando la aparición de sus efectos casi de forma inmediata. En cambio, si se consume con alimentos o bebidas puede demorar un poco más, generalmente, los efectos aparecen después de 30 minutos, ya que, primero llega al sistema digestivo. Cuando llega al cerebro se empiezan a sentir los efectos, casi de forma inmediata. Los efectos pueden variar dependiendo de cada persona. Todo esto sucede gracias al sistema endocannabinoide que se encuentra dentro del organismo.

El sistema endocannabinoide es un sistema neuromodulador del metabolismo y está conformado por receptores, enzimas de recaptación y proteínas. Los efectos de los cannabinoides están mediados por dos receptores CB1 y CB2. Estos receptores se encuentran en las diferentes células. Su principal función es actuar como ligando para los endocannabinoides. El receptor CB1 se encuentra en mayor proporción en el sistema nervioso central y se ha vuelto una opción terapéutica contra distintas patologías como trastornos neurológicos.  El objetivo primordial de dichos receptores es mantener una homeostasis entre los sistemas vitales y el exterior.

Los mismos receptores pueden ensamblarse a los fitocannabinoides (THC, CBD) para activar o desactivar diversos procesos. Tanto el THC y CBD pueden unirse a los receptores CB1 y CB2. Sin embargo, el THC presenta una mayor afinidad por el receptor CB1 y el CBD con el receptor CB2. El CBD tiene la capacidad de regular la acción del THC y otros cannabinoides.

Dentro del organismo existen cannabinoides, denominados endocannabinoides, uno de ellos es la anandamida. Esta actúa como un neurotransmisor dentro del sistema nervioso. Afecta las regiones del cerebro que influyen en el placer, memoria, pensamiento, concentración, movimiento, coordinación, percepción del tiempo y espacio. La estructura química de la anandamida y del THC es bastante similar. Debido a este parecido el THC puede adherirse a los receptores ubicados en las neuronas de la zona del cerebro y activarlos, ocasionando una alteración de las funciones mentales y físicas lo que a su vez genera los efectos característicos del cannabis.

El consumo de la marihuana, en cualquier forma, llega al sistema nervioso. Al llegar aquí se activa el sistema endocannabinoide conformado por receptores, ubicados a lo largo del organismo, que interactúan con las sustancias del cannabis. Cuando estos receptores se activan se inician todos los efectos que genera la marihuana.

Las sustancias contenidas en el cannabis, al entrar al organismo, llegan al torrente sanguíneo y se dirigen al sistema nervioso. Al llegar a este, se unen a los receptores CB1 y CB2. Al entrar en contacto con estos receptores se activan e inicia el desarrollo de los efectos conocidos de la marihuana. Todo esto es gracias al sistema endocannabinoide, el cual en los últimos años se convirtió en el foco de investigaciones debido al potencial terapéutico del cannabis. 

Equipo de investigación y editorial iNat México.  

Referencias

Zou, S., & Kumar, U. (2018). Cannabinoid Receptors and the Endocannabinoid System: Signaling and Function in the Central Nervous System. International journal of molecular sciences, 19(3), 833.

Soria-Lara, D. M., Gaitán-Vélez, B. V., Jiménez-Islas, H., & Miranda-López, R. (2019). El Sistema de Endocannabinoides como regulador de la lipogénesis y su posible modulación por la mangiferina. Revista Biomédica, 30(2), 83–102.

Instituto Nacional sobre el Abuso de Drogas. (2020, 4 junio). ¿Qué efectos tiene la marihuana? National Institute on Drug Abuse. 

Comments are closed.